Arca, Arca de la Misericordia, Arcas, Archa, Archas, Arcs, Arqués, Darchas

Versión de impresión

En opinión de los tratadistas no está esclarecido el origen de este linaje. Sábese únicamente que es antiquísimo, como lo demuestra el Padre Cristóbal Vega, que dedicó su obra "In luces" al muy ilustre señor Juan Arqués Jover, Juez de la Audiencia de Valencia.

En esa obra se dice, y lo corroboran otros tratadistas, que Arnaldo de Arcas fue conquistador de Barcelona en 986, cuando el Conde Borrell, que la había perdido, reclamó, para sacarla del poder de los moros, la ayuda de muchos caballeros, entre ellos, la del citado Arnaldo de Arcas.

En la Fogueración de Navarra, en 1366, se cita una casa solar en el lugar de Galbana, del valle de Lana, siendo su dueño Pero de Arcas.

Ramón de Arcas, Bernardo de Arcas, Guerau de Arcas y Berenguer de Arcas fueron a la conquista de Jerusalén con Godofredo de Bullón en 1099.

Guillermo de Arcas fue conquistador de las Islas Baleares bajo las banderas de Raimundo Berenguer, décimo Conde de Barcelona.

Arnaldo de Arcas se halló en la batalla de las Navas de Tolosa en 1212.

Otro Ramón de Arcas fue uno de los caballeros que estuvieron prevenidos, según afirma Miguel de Salazar, para defender al Rey Don Pedro III de Aragón en su desafío con el Rey Carlos de Sicilia en 1283. Añade dicho tratadista que los caballeros escogidos para el desafío fueron ciento, pero los prevenidos muchos más.

Otros antiguos varones de este linaje fundaron solar en el Condado de Ribagorza (Aragón), y tuvieron casas en los lugares de Panillo y de Grustán, pertenecientes a la provincia de Huesca, y en el lugar de Peraltilla, en la misma provincia.

De la casa de Arcas, del lugar de Grustán, descendieron los del apellido Grustán, y la cabeza de éstos heredó siempre el castillo y lugar de Panillo.

A principios del siglo XIII era Señor del solar y lugar de Peraltilla Juan de Arcas, al que se tiene por progenitor de los Arcas o Arqués o Arcs de Valencia.

Bernad de Arcas, natural de Urustan, y Francisco de Arcas, natural de Monzón, acudieron en calidad de caballeros infanzones e hijosdalgo a las Cortes de 1626.

Dicho Juan de Arcas, Señor de Peraltilla, fue conquistador de Valencia en 1238 y sirvió eficazmente al Rey Don Jaime I de Aragón, quien, en premio a sus grandes merecimientos, le heredó en dicha capital, a la que el mencionado caballero se trasladó con su familia. Fundó allí nueva casa y dio motivo a la rama de este linaje en aquel Reino.

Alberto de Arcs, en el año 1237, estando el rey D. Jaime I en El Puig de Cebolla, le concede dos jovadas de tierra y unas casasen el término.

Guillermo dels Arcs y su esposa María de Castelló, el 13 de noviembre de 1242, recibió unas casas y tres jovadas en término de Alcira; el 10 de abril de 1248, tres anegadas de huerto en Alcanicia.

Afirman algunos autores, entre ellos Fray Manuel Mariano Ribera en su "Milicia mercenaria", que en el Reino de Valencia se corrompió el apellido, transformándose de Arcas en Arqués.

Juan de Mendoza dice, sin embargo, que él pudo hallar algunos documentos por los cuales se ve que no todos los de este linaje se apellidaron Arqués en dicho Reino; pues si bien muchos llevaron ese apellido, otros conservaron el de Arcas, y a otros se les apellidó de las dos maneras, indistintamente. En prueba de ello aporta los siguientes datos:

En la casa de Ignacio Pérez de Sarrio, caballero de Alicante, se conservaba un pergamino, que era una escritura de cargamento, otorgada ante Sebastián Arriaga, el 11 de Julio de 1588, por Nicolás Faria y otros a favor del magnifico Micer Franzés Arqués, caballero de Orihuela, y si bien en esta escritura apellidaban Arqués a dicho caballero, en cambio, en la carta de pago, que aparecía al pie de aquélla, y que fue recibida en el mismo día y por el mismo Notario, se le llamaba el magnifico Micer Franzés Arcas, caballero de Orihuela, repitiendo también el apellido Arcas en la cubierta de la escritura.

En la misma casa del caballero Sarrio se encontró ama sentencia que, por la Audiencia de Valencia, dio Raimundo Sans y publico Juan Daza, Notario, el 18 de Junio de 1613, a favor de Juan Arqués, Sindico de la villa de Almoradí (Alicante), y de Violante Almodóvar, su mujer, y en esa sentencia sólo se nombra el apellido Arqués.

En los protocolos de Pedro Andrés de Pujanzos, Notario de la villa de Cocentaina (Alicante), en 1496, figuraba la escritura de venta de una casa en el arrabal de Jijona, y en ella se dice que dicha casa lindaba con la de Juan de Arqués. En la misma escritura hay un testimonio de Bernardo de Arcas.

En los protocolos de Pedro Castell, Notario también de la villa de Cocentaina en 1544, figuraba otra escritura por la que Juan de Arqués, hijo de Andrés de Arqués, labrador de la villa de Ibi (Alicante), debía ciento veinticinco reales a Damián Campau.

Caballeros del linaje Arcas florecieron también en Andalucía desde tiempos antiguos, y se cree que el que llevó el apellido a dicha región fue Arnaldo de Arcas, que, como ya se dijo en los comienzos de este apellido, se halló en la batalla de las Navas de Tolosa en 1212.

Pocos años después aparecen los Arcas establecidos en la provincia de Jaén, apellidándose Archas o Darchas. Argote de Molina dice que por los años de 1280 era Alcalde de Baeza Vicente Darchas. Lo nombra así, pero luego, al mencionar sus armas, escribe ya su apellido Arcas.

Es de tener en cuenta que en Aragón también se apellidaron Archas algunos del linaje Arcas, pues en las Cortes que el Rey Don Pedro IV celebró en Calatayud el año de 1366 figuró Justo García de Archas.

Diego Antonio José de Arcas y García, natural de Andújar, obtuvo privilegio de hidalguía en 1777.

También advertiremos que los Arcas de Andalucía tienen, como luego se verá, armas muy distintas de los de Aragón y del Reino de Valencia.

En Murcia radicaron los Arcas con análoga antigüedad, y fueron conquistadores y pobladores de la ciudad de Lorca, siendo heredado en ella el caballero Gil de Arcas. Tienen igual escudo que los de Andalucía, lo que parece indicar que proceden del mismo tronco. Otra rama distinta de esa, porque era dimanada de la casa de Cerdeña, hubo también en la ciudad de Murcia.

Otra casa, llamada Arca de la Misericordia, hubo en Valdepiélago (León), desde donde pasaron a las ciudades de Madrid y León, con el solo nombre de Arca.

En las provincias de Madrid y Toledo radicaron otras ramas de Arcas. De ellas fueron los siguientes individuos que ganaron provisión de hidalguía en Valladolid en los años que se indican: Alonso de Arcas, vecino de Santa Olalla (Toledo), 1564; Juan de Arcas, natural y vecino de Huete (Cuenca), en 1543; Juan de Arcas y Mendoza, vecino de Torrejón de Velasco (Madrid), 1668, y su nieto Manuel Paulino de Arcas Mella, natural de Torrejón de Velasco y vecino de Valdemoro (Madrid), 1721.

Francisco de Arca y de Tola, natural de Ocier (Cerdeña), y Caballero de la Orden de Santiago, en la que ingresó el 23 de Octubre de 1631.

También hubo en Portugal caballeros de este linaje, apellidados Arca. Lope de Arca fue Canciller Mayor del Reino de Portugal en tiempo del Rey Don Manuel I. Otro caballero Arca vino de Portugal a la Corte de Don Enrique IV de Castilla, en la que floreció.


Armas


Los Arcas de Aragón de las casas del Condado de Ribagorza, sitas en los lugares de Grustán, Panillo y Peraltilla, traen: En campo de azur, un arca de oro, cerrada con llave y sobre olas de mar de azur y plata.

Los del Reino de Valencia, apellidados Arqués, ostentan el anterior escudo, y que aparecen en la capilla que fundó en la Parroquia de Ibi (Alicante) Juan Arqués Jover.


Otros, de Aragón, traen: En campo de azur, un arca de oro, cerrada con llave y sobre olas de mar de azur y plata. Bordura de oro, cargada de ocho cruces potenzadas de gules.


Otros, también de Aragón, tienen: Escudo cuartelado: 1º y 4º, en campo de oro, una cruz potenzada de gules, y 2º y 3º, en campo de azur, un arca de oro cerrada con llave y sobre ondas de mar de azur y plata.

Las cruces de los cuarteles 1º y 4º de este escudo y las que figuran en la bordura con que algunos aumentaron el escudo anterior, las pusieron en recuerdo de haber asistido antiguos caballeros de este linaje a la conquista de Jerusalén.


Los de Galicia, Andalucía, Murcia y Castilla, tienen: En campo de plata, cuatro fajas de gules.

Estas mismas armas traen, según Francisco Lozano, los Arcas de la casa sita junto a Fuenterrabía, en Guipúzcoa.


Los de la casa del Concejo de Lazcano, también en Guipúzcoa, usaban, según Miguel de Salazar: En campo de oro, un árbol de sinople y dos jabalíes de sable, empinados al tronco.


Otros Arcas, en España, tienen: En campo de azur, un arca de oro, sumada de dos lanzas del mismo metal, puestas en sotuer.


Los de la casa de Cerdeña y su línea de la ciudad de Murcia traen: En campo de azur, un águila explayada (de dos cabezas) de oro, coronada de lo mismo y surmontada de un arca de oro sobre olas de mar de azur y plata. Encima del arca está posada una paloma de plata, con un ramo de oliva de sinople, en el pico.

Estas armas constan en el expediente de pruebas de nobleza del Caballero de Carlos III Nicolás de Arcayna y Arca.


La rama de Aragón usaba: Escudo partido: 1º, en azur tres fajas de plata, ondeadas, y sobre ellas un arca de oro, surmontada de cinco estrellas del mismo metal, puestas en forma de arco, y 2º, en gules, tres fajas de oro.


Los Arca de Portugal, tienen: Escudo cuartelado: 1º y 4º, en campo de oro, una faja de gules, y 2º y 3º, de nueve puntos equipolados, de gules y oro.

Los Arcas de la Misericordia: En campo de azur, un arca con un niño saliendo de ella, de oro.

Algunos Arca: En campo de azur, un guerrero, de plata, haciendo frente a tres moros, de su color natural.