Arnal

Versión de impresión

Linaje que alcanzó gran difusión en Aragón, con diferentes casas solares en Abizanda, Almudévar, Berdún, Mipanas y Siétamo (Huesca); Aguarón, Alfajarín, Badules, Balconchan, Calatayud, Daroca (1230), Mamar, Mallén, Pozuelo de Aragón, Villarroya de la Sierra y en la ciudad de Zaragoza (Zaragoza); Alloza, Andorra, Blesa, Cañada Vellida, Nogueras y en la ciudad de Teruel (Teruel), todas ellas citadas en la Fogueración de 1495. Otra casa solar radicó en Panticosa (Huesca). En Navarra tuvo casas en la villa de Cortes, de la Merindad de Tudela, documentada en 1620, y en la villa de Fustiñana, de la Merindad de Tudela, documentada en 1629. Otra rama hubo en Alfaro (La Rioja), documentada en 1663. Otra casa solar hubo en Almansa (Albacete), documentada en 1560.

Los de Cataluña tuvieron solar en el lugar de Montclar, de la provincia de Lérida. Pasaron a Valencia.

Guillén Arnal de la Mota, Caballero ciudadano, obtuvo repartimiento en Jerez de la Frontera (Cádiz) en la collacción de San Juan en 1266, y Guillén Arnal de Pul, lo obtuvo en la collacción de San Marcos en la misma fecha.

Miguel Pérez Arnal, Señor del lugar de Cortes de Aragón (Teruel), asistió por el brazo de infanzones a las Cortes de 1515 y 1518. Su hijo Jerónimo Pérez Arnal estuvo en las Cortes de 1528, y fue Bayle de Teruel y Gentilhombre del Emperador don Carlos V. De la misma familia eran Juan y Agustín Pérez Arnal, vecinos de Teruel, que fueron Diputados infanzones en las Cortes de 1583. El Emperador don Carlos V renovó el privilegio de infanzonía a favor de estos Arnal aragoneses, estando en Palencia a 26 de Septiembre de 1534.

En el lugar de Siétamo, del partido judicial de Huesca, residió desde muy antiguo una familia infanzona de Arnal con casal propio, y de la cual era jefe a principios del siglo XVI:  Jaime Arnal, que casó con Gracia Nasarre, de la que tuvo tres hijos. Sus descendientes extendieron las ramas por Loporzano, Los Molinos de Sipán y Loscertales.

La rama de Arnal de Alcalá del Obispo, del partido judicial de Huesca, la fundó Jaime Arnal y Nasarre (hijo segundo de Jaime Arnal y de Gracia Nasarre, citados en el párrafo primero de los Arnai de Siétamo). Ese Jaime levantó en Alcalá del Obispo un suntuoso casal en la parte alta del pueblo, con una magnífica fachada digna de un templo. Casó allí con Martina Sipán, y tuvo sucesores que continuaron esta rama.

Ganaron proceso de infanzonía ante la Real Audiencia de Aragón: Pedro Arnal y Lospaos, vecino de Molinos, en 1802, y Manuel Arnal, vecino de Arbaniés (Huesca), en 1804.

Juan Arnal y Marco, natural de Frajén (Huesca), Licenciado, hizo expediente de limpieza de sangre para ingresar en el Colegio Imperial y Mayor de Santiago de la Universidad de Huesca, en 1660. Era hijo de Juan Arnal y Annoria y de María Marco y nieto paterno de Miguel Arnal y de Catalina de Annoria.

Frey Juan Arnal Rodellat, vecino de Alberuela de la Liena (Huesca), fue ilustre religioso de la Inclita Orden de Malta desde 1583.

Fueron Caballeros, Infanzones e Hijodalgos aragonés en las Cortes de 1626: Antón Arnal, vecino de Coscojuela de Fontova; Antonio Arnal, vecino de Ubiergo; Domingo Arnal, vecino de Abizanda; Jaime Arnal, vecino de La Puebla de Castro; Jaime de Arnal, vecino de Salinas; Juan Arnal, vecino de Bara; Pablo Arnal, vecino de Abizanda; Pedro de Arnal, vecino de La Hoz, y Pedro de Arnal, menor, vecino de Hoz (todo en Huesca).

Antonia Arnal de Marsilla Bonet, natural de Teruel, probó su limpieza de sangre para casar con el Caballero de la Orden de Montesa José Borrás, en 1642. Matías Arnal, Comendador de Villarluengo, Recibidor de la Religión de San Juan en la Castellanía de Amposta, fue Caballero de la Orden de San Juan de Jerusalén desde 1646.

Fueron Caballeros de la Orden de Carlos III: Juan Arnal y Campanería, en 1870, y Manuel Arnal y Lapuerta, en 1871.


Armas


Los Arnal, Siétamo, traen: Escudo cuartelado: 1º, de gules, un castillo de piedra cuyo homenaje está sumado de una encina, de sinople, coronada de una cruz, de gules, y saliendo del pie de la encina una bandera blanca, hacia la siniestra, 2º, de oro, siete abejas, de su color, 3º, de oro, cuatro palos, de gules, y 4º, de oro, la cruz de Santiago, de gules. Sobre el todo. un escusón ajedrezado, de gules y oro, y con una bordura, de plata, con este lema, repetido: «Circum longe».


Los Arnal, de Valencia, traen: Escudo cortado: 1º, de plata, un águila de gules, partida de sable, y 2º, de oro, cinco flores, de lis, de azur, en aspa.


Los Arnal, de Loporzano y de Loscertales, traen: Escudo cortado: 1º, de gules, un castillo de piedra, cuya torre del homenaje está sumada de una carrasca o encina coronada de una cruz de gules, y saliendo del pie de la encina una bandera blanca, hacia la siniestra, y 2º, de oro, cuatro palos, de gules; medio cortado, también de oro, con la cruz de Santiago de gules.


Los Arnal, de Altoaragón, traen: En campo de oro, un castillo de piedra, con su torre de homenaje, sumada de una encina de sinople, coronado de una cruz de gules, y varias abejas de sable volando en torno al castillo.

Otros pintan el campo de ese escudo de gules y otros ponen una carrasca en vez de la encina.


Los Arnal, de Montclar (Lérida), de Siétamo (Huesca), y de Cataluña, traen: Escudo cortado: 1º, de oro, un árbol de sinople, terrasado de lo mismo, y un oso de sable, empinado al tronco y atado a él con una cadena del mismo color, y 2º, fajado de azur y plata, de fajas onduladas; bordura de azur, con esta leyenda en letras de oro: «Assumpsit me Dominus de aquis multis».


Según Johan Baptiste Rietstap, los Arnal, de Montclar (Lérida), de Siétamo (Huesca), y de Cataluña, traen: Escudo cortado: 1º, de oro, un árbol de sinople, terrasado de lo mismo, y un oso de sable, sentado, y 2º, fajado de azur y plata, de fajas onduladas; bordura de azur, con esta leyenda en letras de oro: «Assumpsit me Dominus de aquis multis».

Los Arnal, de Alcalá del Obispo, de Bellestar del Flumen, de Huesca y de Molinos (todo en Huesca), traen: Escudo cortado: 1º, de oro, una torre almenada de su color, surmontado de una encina de sinople, con una cruz llana de gules, de la torre saliendo de sus almenas hacia el flanco siniestro, una bandera de azur, con un ramo de oro, a un lado de la torre, abejas de sable revoloteando, al otro lado cinco estrellas de azur, y 2º, partido, primero, de oro, cuatro bastones de gules; y segundo de oro, una cruz de Santiago de gules. Leyenda a ambos lados de la base de la torre: «Circum longe».

Los Arnal, de Cerdeña, usan: En campo de oro, una colmena, al natural.

Juan Baños de Velasco dice que hay otros Arnal que traen: En campo de azur, una mesa redonda de nogal, y en ella un pelícano de plata, alimentando a tres hijuelos del mismo metal.